logo-quiropractica-barcelona-nuevo-shadow-w200

WEB EN CONSTRUCCIÓN

icono-quiropractica-01-w100

Tratamiento Quiropráctico para la Artrosis

La quiropráctica tiene buenos resultados con la osteoartritis o artrosis, que es una enfermedad degenerativa que afecta a la estructura ósea y articular de nuestras articulaciones.

dolor-de-cadera-tratamiento-01-w600
icono-quiropractica-01-w100

Qué es la Artrosis?

Devolviendo la alineación correcta y la amplitud de movilidad correcta de las estructuras articulares, al eliminar las subluxaciones, la degeneración ósea producida y la deformación de la columna vertebral y /o articular se limita, se frena y entonces la producción de osteofitos (acumulación de sal de calcio en forma de pico) se frena.

Causas y consecuencias de la Artrosis

La artrosis u osteoartritis se desarrolla principalmente por la falta de movilidad articular debido a microtraumatismos repetidos que impiden que los tejidos articulares funcionen correctamente. A menudo, el desarrollo de la artrosis es consecuencia de subluxaciones vertebrales y sus efectos en las áreas cervical y lumbar, con una pérdida de su curvatura normal. La lordosis fisiológica de la columna vertebral puede ser probablemente debido a un antiguo golpe o traumatismo en el pasado. 

La pérdida de la lordosis fisiológica conlleva una mayor presión y peso sobre los discos intervertebrales, mas fricción anormal, menor movilidad articular, mayor desgaste y una disminución de la elasticidad del movimiento intervertebral.

La artrosis de cadera es un mal común en muchas personas de más de cincuenta años. A menudo, la cabeza del hueso femoral, así como la cavidad ósea que lo alberga, llamada acetábulo, pierden su diseño armonioso. Todo esto se debe frecuentemente a una malformación congénita que obliga a la cadera a trabajar de forma desequilibrada, creando así un desgaste prematuro de las superficies articulares. El cuerpo reacciona y produce entonces unos deposito de sal de calcio. Esta sustancia calcárea bloquea poco a poco la articulación de la cadera y hace pierda su movimiento. La articulación se desgasta y el movimiento de fricción aumenta, creando inflamación y dolor. Los problemas de cadera a menudo son también el resultado de una dinámica musculoesquelética incorrecta debido a una mala posición pélvica que cambia su dinámica y su correcto funcionamiento.

Una pierna corta anatómica o una pierna corta fisiológicamente, con la existencia de un desnivel pélvico, si no se realizan ajustes quiroprácticos adecuados, será responsable del desgaste de la cadera o la aparición de una posible discopatía, protusión o hernia discal de la columna vertebral. Un pie, una rodilla, un esguince del tobillo mal tratado, puede ser también la raíz del problema de cadera.

Asimismo, la forma de pisar al caminar puede crear un desequilibrio músculo-articular que afecta hasta la articulación temporomandibular, pasando por la pelvis y la columna vertebral. Estos microtraumatismos repetidos miles de veces, se manifestarán después de muchos años con una proliferación artrósica en las articulaciones más afectadas, que hubiera podido evitarse con un tratamiento quiropráctico preventivo apropiado.

Beneficios del tratamiento para la artrosis con la quiropráctica

Los ajustes quiroprácticos ayudan a aliviar el dolor y a recuperar la movilidad de sus articulaciones y de todo el cuerpo, además de ayudarle a vivir con mayor calidad de vida.

Los beneficios del tratamiento quiropráctico incluyen:
Reducción del dolor y de la sensación de malestar.
Reducción de la inflamación.
Mayor movilidad y flexibilidad.
Más vivacidad y un estilo de vida mejorado.

Tratamiento paso a paso

Su quiropráctico, con el soporte tecnológico estadounidense más avanzado, el material adecuado y sus manos, realizará una serie de técnicas suaves para devolver la buena biomecánica articular de la cadera. Realineará la columna vertebral, buscará la raíz del problema y ajustará las estructuras vertebrales y articulares apropiadas, hasta recuperar el buen funcionamiento y la indispensable buena biomecánica del cuerpo.

El cuidado quiropráctico mejora la movilidad y reduce el dolor. Pero el objetivo del tratamiento quiropráctico es el de mejorar la relación estrecha entre el cuerpo y el sistema nervioso central. Cuando el cerebro, el sistema nervioso central y periférico están adecuadamente equilibrados, el cuerpo funciona mejor y se reduce el dolor de artrosis.

CONTRAINDICADO SENTARSE

En los primeros 10 o 15 minutos siguientes a la visita está contraindicado sentarse.

Durante este periodo de tiempo es necesario caminar para movilizar las articulaciones que acabamos de liberar y así facilitar también la buena lubricación articular y nutrición de los discos intervertebrales que la posición sentada imposibilita.

LAS 24 HORAS SIGUIENTES

Durante las 24 siguientes a las primeras sesiones evite cualquier esfuerzo excesivo

De lo contrario, la efectividad del ajuste recibido disminuirá.

ANTES Y DESPUÉS

Antes y después de cada visita evite todo tipo de tensión

Tanto física como mental. Cuanto más relajado se halle, más beneficio obtendrá de su tratamiento.

LAS CITAS

Las citas fijadas deben ser respetadas.

Estas han sido establecidas para lograr los mejores resultados.

DESPUÉS DE UN AJUSTE

Las sensaciones que puede experimentar cada persona después de un ajuste puede variar sin afectar al resultado y beneficio del tratamiento a medio y largo plazo.

Después de un ajuste puede experimentar sensación de relax, mucha energía, bienestar general, desaparición o alivio de síntomas, agujetas o dolor.

Incluso algunas veces puede experimentar molestia dado que el cuerpo tiene que adaptarse a la nueva postura y posición.

icono-quiropractica-artículos-w100

Artículos sobre la Artrosis

logo-quiropractica-barcelona-nuevo-shadow-w200

Cuidar de su salud es nuestra misión